The Lincoln Lawyer

La película que traigo hoy para comentar se llama “The Lincoln lawyer” cuyo director es Brad Furman. Su estreno está previsto para el corriente mes en España.
Trata de la historia de un abogado un tanto atípico en cuanto a que si bien posee una Oficina, a éste se le encuentra siempre en un Lincoln que auspicia de oficina andante.
Mick Haller, personaje interpretado por el actor Matthew McConaughey auspicia de un abogado criminalista de baja monta que recorre las calles de Los Angeles en su Lincoln; sus casos son de baja monta pero cobra muy bien por sus servicios.
Un ejemplo de sus casos habituales lo vemos en el papel que desempeña el actor David Castro, en éste caso actuando como Harold Casey. Harold se encuentra en prisión y contrató los servicios de Haller a trabes de unos motociclistas que actúan como pandilleros. Harold forma parte de ese clan.






Como no dio con el precio adecuado, Mick inventa en la audiencia la existencia de un testigo potencialmente importante para el caso que no pudo contactar, por lo que solicitó ante el juez que atendía el caso que un aplazamiento. Con ello logró que lo mantuvieran en reclusión hasta que la Defensa, en éste caso Haller, decidiere, todo por no dar con el dinero adecuado.
Esto se dio luego de sobornar al Policía que estaba a cargo de hacer pasar a los acusados ante el Juez, en el momento de su Audiencia pues queria tener unas palabras previas a la audiencia con Casey.
Otro caso, lo vemos en el del papel que desempeña Katherine Moennig haciendo de Gloria. Gloria se halla en prisión por posesión de cocaína y prostitución. Ella había dado con el dinero que pedía el abogado pero aún estaba en reclusión, por lo que solicita la visita de tal abogado.


Gloria le comenta que todo salio realmente mal para ella, las cosas no se dieron como esperaba. Su trabajo si bien era de ejercer la prostitución en las calles de Los Angeles, no fue tanto por ello que volvió a ser recluida sino porque su cliente en vez de pagarle con dinero lo hizo con una suma muy importante de cocaína en su estado más puro. Ella no pudo contenerse y buscó otro cliente, el cual terminó siendo un policía en encubierto.


Mick, le paga con un arreglo; Héctor Arande de Moya es un individuó buscado hace mucho tiempo por los federales por narcotraficante. Ha estado escapando de un juicio en La Florida, pero aún se mantiene dentro de territorio estadounidense. Gloria busca un trato: daría a la policía el nombre y el número de habitación del hotel en que Héctor se alojase si a cambio la ponían en un Centro de Rehabilitación fuera de las paredes del Centro Penitenciario.




Hasta que llega el momento de encontrarse con un caso que nunca manejó. Louis Roulet, personaje interpretado por el actor Ryan Phillippe, representa lo opuesto a todos con quien Haller haya tratado.

Se halla detenido en espera de una audiencia con el Juez, por la acusación de asesinato, violación de una mujer a la cual no sólo se le acusa sino que la acuchilló muchas veces consecutivamente. Se dice ser inocente y lo que parece un caso fácil con el cual se ganaría mucho dinero muy pronto todo cambia a medida que el juicio se lleva a cabo.
Haller estuvo casado con la Fiscal de Distrito Maggie McPherson, papel desempeñado por la actriz  Marisa Tomei. Con ella tuvo una hija, pero su trabajo hizo que se separasen; ello no imposibilitó que Mick no siguiera viendo a su hija.
Interesante tema trata este film, por un lado tenemos un abogado que no duda en aceptar sobornos, cobra bien, vive en un auto la mayor parte del tiempo cuyos clientes son delincuentes en la mayoría de los casos y por otro se ve defendiendo un delincuente que escapa a todo lo que lo tiene acostumbrado.




Es un film que se juega al gato y al ratón donde el acusado es inocente realmente o es culpable, bueno eso lo tendrán que descubrir aquellos que gusten de éstos filmes. Aunque eso de ser inocente o culpable para Haller carecería de valor en tanto cobre sus honorarios y vaya que lo hace en éste caso.
Solo digo véanla y saquen sus conclusiones, no todo es lo que parece ser.