Un instante en el paraíso

Recuerdo verte caminar por el parque en un día primaveral quedando tieso como una tabla; delicada, apacible, sexy, paseando un foxterrier a la vera del camino.Te aproximaste seduciendo, sumisa sin demostración.
Giraste alrededor de mí inundando con sutileza mis sentidos avizorantes prosiguiendo tu camino, sin percatarte del roce sutil cuando nuestras dermis se frotaron y lo que ello ocasionó en mí. Una muñequita de porcelana.. eso.