Jaimito, larga la fumarola

Una coproducción de Radio Gurí
Cofradía de las Tres Marías-Reino del más Aquí

Para todos los escribas-escuchas, la emisora más oriental del charco rioplatense, tiene el agrado de presentarles:



** Jaimito, larga la fumarola **



-Buenas tardes señor Rubinstein 
–Buenas tardes señor locutor; un hombre delgaducho de mediana edad con cierto inicio de canas, toma un trago de agua y deposita suavemente el vaso con su mano diestra en la mesa. Me mira inquisidoramente. -¿de nuevo por el plató, señor Gurú? 
–Ya lo ve.

-Tengo una serie de preguntas organizadas preferiría realizarlas al azar, ¿no le molesta? -Un aura de paz y espiritualidad nos invade a todos los que estamos en el plató. El hombre se deja tirar hacia atrás como recostándose en la butaca y atina a decir: -para nada, ¿dígame?



Me reacomodo en el sillón y comienzo a revolver las hojas del cuestionario como buscando una pregunta que no estaba escrita. Es así, que miro fijamente al Gurú de las Artes Predictivas, medito un segundo y rompo el hielo, buscando esa pregunta que no sabía como hacerla. Bebo un sorbo de agua y lo miro.


-Cuando usted describe una escena de sus viajes, hemos notado que usted es muy narrativo e interioriza mucho al escriba-escucha que lo siguen asiduamente.
El hombre me mira inquisidoramente. –Verá usted Rubinstein, cuando usted viaja, ¿consideraría por un momento, que la conciencia del ser astral se desdobla?


El señor Gurú se reacomoda en su sillón a mi costado, da una bocanada al puro cubano que tenía y contesta:
-Vaya que hizo una pregunta interesante Botija. Si usted se refiere a un estado de conciencia alterado, debo decirle que todos pasamos por ello. El tema es que  nosotros los humanos no  poseemos conciencia de ese estado en forma conciente. Muchos ni saben que viajan, y lo hacen. El hecho de no tengan conciencia de esa capacidad, hace parecer a los viajeros como fenómenos que necesitan de un alucinógeno para realizarlo.


-¿Diría usted que se puede inducir un estado de conciencia alterado?
El hombre me mira, acomoda su gafa y responde: Pues si. Como usted bien lo acaba de decir, mediante el uso de alucinógenos, como ejemplo. Pero no siempre es mediante un objeto externo que se logra ese estado de la mente. Muchas veces es causado por la experiencia en si.


-¿Qué quiere decir con ello Rubinstein?
Vera Botija, todos tenemos este tipo de experiencias, el hecho que las recuerde o no las recuerde, no implica que uno no la posea. Los otros días me despertó mi señora, me hallaba profundamente dormido, pero inmerso en una pesadilla que no podía salir…


-Rubinstein, disculpe que le corte, ¿Qué es para usted un estado de conciencia alterado?
Un estado de conciencia alterado es cuando el cuerpo físico esta en algún lugar,  y usted simplemente se halla en otro lado. Usted se halla profundamente dormido, pero esta viviendo un sueño o una pesadilla. Su conciencia se halla inmersa en esa experiencia, pero no tiene idea realmente que usted esta durmiendo. Cuando se despierta, tiene idea muy vívida de un sueño o una pesadilla.  Cuando la conciencia por algún motivo se separa del cuerpo astral, es donde se produce los problemas. Se denomina “desdoblamiento del estado de conciencia”.


-¿Todos tenemos la capacidad de realizar viajes astrales?
Si. Todos. Pero que se tenga conciencia de ello o no se tenga hace la diferencia. Los sueños, como mencioné anteriormente son viajes astrales. Las pesadillas también. Hay peligros. El hecho que no se pueda despertar, en cierto tiempo trae aparejado problemas físicos y psíquicos ya que el estado de conciencia no es pleno. Normalmente cuando uno viaja astralmente, la conciencia viaja con el cuerpo astral, pero se mantiene  a su vez unido al cuerpo físico, que queda como un paquete atrás. Cuando la conciencia por algún motivo se separa del cuerpo astral, es donde se produce los problemas. Se denomina “desdoblamiento del estado de conciencia”. Generalmente se dan en sueños profundos, que no son generalmente inducidos por alucinógenos.


-¿Usted a tomado alucinógenos, alguna vez?
No.


-Haciendo referencia a los viajes astrales, en pocas palabras qué son para usted, éstos?
Un viaje astral es el mecanismo que posee nuestra psiquis para reacomodarse. A ver, si me expreso mejor. Es un medio, por el cual nuestra mente viaja cuando descansamos o meditamos. Es más normal que lo que parece. Cuando uno sueña, o medita profundamente, realiza un viaje astral. Sólo un viajero experimentado puede tener conciencia de ello.
Por consiguiente puedo resumirle dos formas de viajes astrales, que son más comunes de lo que usted cree. La primera forma es mediante el pensamiento, el manejo del mismo. Cuando usted, esta meditando, esta viajando astralmente, hacia un viaje interior de su alma.
La segunda forma, es mediante el uso de imágenes. Se presenta como un video. El personaje puede ser externo o interno a la escena. Pueden ser recuerdos de un ser querido que no esta con usted, que ha fallecido; puede ser una imagen de un lugar y momento particular. Generalmente, se tiende a pensar que la forma que accede a un viaje astral es por este método, por imágenes creadas a trabes del subconsciente o gestadas por alucinógenos.


-Como siempre ha sido un placer tenerlo en el Plató de la Radio, pero desde ya le digo que tendremos otra audición, pues veo que los escriba-oyentes se han quedado con muchas interrogantes.
-Como usted desee, señor locutor. El Gurú de las artes predictivas y mentalistas se desvanece en el aire, dejando una aureola de paz y bienestar en el Plató.


A sido una audición de Radio Gurí.


 Radio Gurí 
Miembro de la Cofradía de las Tres Marías
Reino del mas Aquí